viernes, 10 de enero de 2014

MISIÓN CUMPLIDA

A partir del artículo que pusimos en el blog el 16-12-2013 y que se titulaba "URGENTE", hemos recibido numerosos correos y mensajes y la mayoría se mostraba preocupada ante una posible falta de suministro de sardinas en la empresa Congelados Ibáñez de Santoña. Les contestamos a todos, que tranquilos, que los tiros no iban por ahí, sino que habíamos pensado en regalarle una placa a Hans, el encargado de la fábrica, por el excelente trato que nos ha dado a los que hemos ido por allí a suministrarnos de sardina congelada. Por lo tanto, no lo iba a poner en el blog pues seguro que se hubiese enterado. Aclaro que Hans se marcha de la empresa y que hoy, viernes 11 de enero, trabajaba el último día en la empresa.
Así pues, primero agradecer a todos los que nos habéis contestado y segundo que voy al grano.

Este jueves día 9 de enero del presente año, me acerqué por la tarde a Congelados Ibáñez y le entregué la placa que véis más abajo, en nombre de TODOS los corcheros del Cantábrico que pasamos por allí y que no somos pocos.



Me pareció que le cogí de sorpresa y cuando lo vió, creo que se emocionó. Nos dió las gracias a todos y que le iba a responder? Pues que gracias a él.

Estuve con su sucesor, al que ya conocí la última vez que fuí a por sardinas y que se llama Marcos.

Hans, que te vaya bonito y un abrazo, amigo y a Marcos mucha suerte y que nos veremos.

6 comentarios:

Cesar dijo...

Aúpa Ramontxu, yo no cojo sardinas, soy mas de anchoa, je,je,.
Bonito gesto con el hombre, contento se habra jubilado, esta claro que el que trata bien luego es bien reconocido.
SALUDOS.

Ramón Montenegro dijo...

si señor, César; una buena persona.
S2

Josiño dijo...

Un gran gesto que seguro no olvidará.
!!Bravísimo¡¡

Saludos

Ramón Montenegro dijo...

Hola Josiño, de bien nacido es ser bien agradecido.
S2

Urbano Carbajal dijo...

Muy bonita forma de agradecimiento.
Seguro esa placa lucirá orgullosa durante años en rincón entrañable.
Felicidades por la idea y el detalle.

Un saludo.

Ramón Montenegro dijo...

Gracias Urbano, es lo menos que podíamos hacer.
S2