jueves, 29 de julio de 2010

EL ANILLADO DE PUENTE BAJO

Este fin de semana pasado, estuvimos pescando por Cantabria Sixto Mendizabal, Gorka, Miguel y el menda. La mar estaba de asco con series de mucho golpe. Lo intentamos en dos puestas y el resultado fue de 12 sargos y 8 mubles, por lo que hemos desistido hacer un artículo que no merezca la pena, así que hemos hecho éste sobre las anillas.

Tengo ganas de intentar aclarar lo del anillado de las cañas cuando hay que poner anillas locas, para que tanto la caña como la línea del carrete que va por las anillas, "trabajen" de forma correcta. No soy un experto en el tema pues por aquí hemos pescado toda la vida con anillas de puente alto e incorrectamente muchas veces, porque las cañas que vienen de fábrica con anillas fijas, no quiere decir que estén correctas pues muchas de ellas necesitan anillas locas para que la línea del carrete ante un esfuerzo, peso o pez anzuelado no forme poligonales (líneas a modo de cuerdas de círculo) entre las anillas. De todo esto he aprendido mucho de los amigos asturianos (pescan salmón) y de Fermintxo. A las anillas de puente bajo las llaman anillas para salmón y por algo será. Nunca le había dado mucha importancia al uso de anillas de puente bajo, pero ahora que las uso, veo que la caña trabaja mucho mejor si están distribuidas correctamente pues la línea queda más próxima al blank, lo que hace que la curvatura ante un esfuerzo sea más perfecta.

Si vemos la parte superior del gráfico (Figura 1. Disposición incorrecta) vemos que la caña se podría tratar de una caña Veret Arcadia en la que la parte que trabaja mayormente son los 3 tramos de punta y el resto es más rígido. Si la anillamos solamente con anillas fijas, vemos como cuando hay un esfuerzo o peso, la línea del carrete forma entre anillas una poligonal de tal forma que la separación de la línea al blank en los puntos medios de cada tramo es exagerada y desproporcionada respecto a la separación de los otros cuatro tramos de más diámetro de la caña. Para ver mejor el dibujo, picar para ampliar. Si colocamos anillas locas, nos puede pasar parecido aunque menos exagerado, porque las hemos colocado en poco número o a distancias entre ellas y las fijas que no son las correctas.
En la Figura 2. Disposición correcta, se puede ver una buena disposición de las anillas locas, a base de colocar tres en el tramo de punta, dos en el segundo tramo y una en el tercero, todo ello con la caña original y sin haber cortado un trozo de la punta. Con ello conseguimos que la línea del carrete ante un esfuerzo en la punta, tenga una trayectoria aproximadamente curvilínea (o parabólica) sensiblemente similar a la descrita por la caña y en la que las distancias de la línea al blank entre anillas en sus puntos medios son similares aunque se vayan aumentando progresivamente a medida que nos alejamos de la punta.

A la hora de colocar las anillas locas vamos a poner el ejemplo del tramo de punta que se describe en el siguiente gráfico. La medida del tramo de punta de la Veret Arcadia "verde" suele ser de 90 cm y los pescadores veteranos que saben de esto, la suelen colocar 3 anillas locas. A modo de ejemplo: si desde la anilla de la punta a la primera anilla loca L1 hay 15 cm, desde la L1 a la segunda loca L2 hay 20 cm, desde la L2 a la tercera loca hay 25 cm y desde la L3 a la anilla fija del segundo tramo de la caña hay 30 cm, vemos que 15+20+25+30=90 cm que es lo que mide el primer tramo de la caña montada. Todas estas distancias son tomadas con la caña en reposo o recta. Si sometemos a la caña a un esfuerzo y vemos que se comporta como en el gráfico de abajo, es que la disposición es correcta ya que las distancias de la línea o hilo que viene del carrete e introducida por las anillas, guarda distancias similares al blank. En caso de no ser así, iríamos tanteando distancias y anillas hasta conseguirlo.

Posteriormente se va haciendo lo mismo con los tramos siguientes en los que trabaja la caña, aunque lo mejor es poner las anillas locas (además de las fijas) en todos los tramos y ver como se comporta. Así por ejemplo, en La Veret Arcadia "verde" se suelen poner dos anillas locas en el segundo tramo y una en el tercero.
Hay un detalle que en caso de tener una buena pieza enganchada que demuestra si las anillas están colocadas correctamente o no y es que si están mal, nos costará mucho más darle vueltas a la manivela del carrete que en el caso de que estén bien.
Como contrapunto a este tipo de anillado y en base la corta experiencia que llevamos con él, decir que son algo más frecuentes los "líos" de punta, es decir, vueltas que se da la línea en la puntera de la caña. Este contratiempo suele producirse, por ejemplo, tras el intento fallido de clavada o incluso al escaparse algún pez, cuando el corcho y el aparejo con sus lastres salen con mucha inercia en dirección a la vara. En comparación con el anillado de puente alto, esto es lógico ya que además de que con el puente bajo el número de anillas suele ser mayor, también el paso o diámetro de salida de las mismas es inferior.
Otro inconveniente que presenta este tipo de anillado es en el caso de la pesca a corcho corrido. Cuando los topes utilizados en la línea, sean de goma o silicona, presenten un diámetro superior sobretodo a las anillas de puntera, tendremos problemas a la hora de que la línea discurra libremente durante la pesca.
Algunos pescadores, como por ejemplo es mi caso y el de Gorka, tenemos la costumbre de tener siempre la línea lo más tensa que podemos, intentando que forme el menor seno posible. Esta pretensión suele ir acompañada del "dedo en el gatillo", es decir, del índice de la mano que sujeta la caña en la base del carrete tanteando la tensión de la línea. De esta manera conseguimos, en primer término, tenerla siempre localizada y visible, evitando posibles enganches, y en segundo lugar que el golpe de clavada con la caña se transmita de forma más rápida y directa sobre el anzuelo. Pues bien, dicho esto, nos ha costado algo más con este tipo de anillado conseguir la sensibilidad que teníamos antes con el puente alto y que te lleva por ejemplo a saber si tienes carnada con un leve aumento de la tensión en la puntera de la caña.  

13 comentarios:

Fermíntxo dijo...

No creo que pueda explicarse mejor.
Con el aparejo de corcho corrido me ha pasado lo que comentas y he tenido que hacer un nudo tope con trenzado o una linea lo más fina posible,aún así suele ser algo complicado por los enganches.
Lo que sí es seguro es que con este anillado se trabaja mejor la pieza ya que trabaja el conjunto de la caña y no solo la puntera por lo que la caña nos durará más y será muy difícil que una gran pieza sea capaz de partirla.
S2

Manu dijo...

Impresionante exposicion !!! Cada dia vamos aprendiendo nuevos trucos y consejos muy utiles...
Gracias....
Tenemos una salida pendiente !!!!
Manu-Sargopasion

David dijo...

Que buen trabajo jefe, perfectamente claro.
Un saludo.

Nervion dijo...

Chapooo!!!! Ramontxu , muy bueno el articulo, de tomar nota de ello.
Saludos Lagun.

valladolid dijo...

Perfectamente explicado las bondades de ese tipo de anillado. Sólo dos pegas. No doy con el pegamento adecuado para las anillas fijas; el típo de barra, en días de mucho calor, si no tiene cuidado al recoger la caña, saltan muy fácilmente. Si utilizamos loctite, es un lío su despegue, p.e. si deseamos cambiar el tramo. En días de lluvia, el hilo puede trabarse facilmente con los tramos de la caña.
Es curiso como tb. en esto del anillado hace mella la "moda". Hace algunos años, en Ribadesella, me comentaban que el mejor anillado/anillas para cañas de boya eran: anillas sic monopata de puente medio y ligadas a los tramos con hilo, recubierto después con epoxy, (muy laborioso)

jibion dijo...

Ésto lo he guardado, un saludo maestros.

Toño dijo...

Buen artículo.
No creo que sean sólo "modas" lo de los anillados. En cañas de 6m o menos el anillado puede ser el clásico y no el de puente bajo pues al no necesitar tantas anillas el peso de estas no se notará tanto. En cambio en varas de 7 o hasta 10m como se usan para el salmón si se quiere hacer una anillado correcto, como bien se ha explicado en este artículo, con anillas clásicas el peso de la caña sería insoportable.
En esta parte de Asturias he visto pescar con varas de 8m sargos desde hace muchísimos años, quizá fuese porque de aquellas se aprovechaba la misma vara de salmón a cebo para pescar sargos.
Una caña de 7,50 como la Arcadia puede no ser necesaria en algunos escenarios pero en otros, por ejemplo pescando desde altura, con calado y mar fuerte o en un pedrero en el que necesitemos longitud para levantar la pieza sin que esta roce la piedra no nos sobrará ni un cm.

Un saludo

inason dijo...

delikatesen del bueno de verdad;
garrote!!!! y kaña
saludos artistas...

Anónimo dijo...

Hola , esta tecnica de anillado es muy buena y fortalece la caña de posibles roturas . Yo me he currado los enlores de anillas monopatas con hilo y luego les he dado encima resina de tablas de surfear que criataliza relativamente rapido y protege el hilo . El problema con el tope lo he solucionado haciendo el nudo y dejado unos rabos de 2cm aproximadamente para evitar el impacto del tope con las anillas . En relacion con que el nylon se pega en la caña, hay un spray de la casa PENN " Rod and reel cleaner" que pasado por la caña antes de pescar , evita esa humedad que se hace que el nylon se pegue , dificultando el lanzado. Bueno saludos desde Tenerife . Francisco

Ramón Montenegro dijo...

Gracias a todos por las aportaciones y los comentarios, especialmente a Toño y Francisco de Tenerife (interesante lo del spray). Salu2 a todos y el que tenga vacaciones que sea feliz y las disfrute.

Anónimo dijo...

Hola, 
ya hace algún tiempo se han vuelto a poner de moda las anillas de puente bajo sobre todo por la edificación de grandes rompeolas en las grandes ciudades del Mediterráneo. 
Personalmente me encanta la pesca con cajón de madera y caña de 9 o 10 m, para evitar recoger el hilo sin levantarlo hacia arriba ya que es la distancia que suele haber en las rocas y así no se decide entre las gritas de las piedras si no hacia la superficie. He roto bastantes cañas por ser baratas aunque de primerísimas marcas.
La verdad es que al fin encontré una caña que al estar fabricándose hace años ofrece recambios de cada uno de los tramos además viene diseñada con acción de 100 g de lanzado lo cual me permite grandes distancias sobre todo para practicar el acecho en las piedras mas alejadas o con mejor remanso de corrientes y oleaje. 
El modelo en cuestión es la Grauvell Energy de 8 m, con acción de 100 g ya que con un plomo de bola de 30 g consigue el lance esperado con el típico aparejo de perla y flourocarbono por encima del plomo.
La verdad es que ahora empiezan o encuentro anillado fuji de primerísima calidad aunque la puntera especial para acechos a especies cercanas a la roca como el mero, la lubina, la dorada y los grandes sargos quedan en las manos y en la habilidad del pescador por no existir un montaje de corcho o madera de flotador o pequeña bolla redonda pintada de esmalte blanco y pegada a la puntera con una anilla grande para dejar salir el hilo en los lances, además así siempre esta lista para pescar.
Existen multitud de opiniones a cerca de dicho anillado en cañas de cajón pero yo me decanto por el montaje que las pega a los tramos con barras de silicona caliente ya que la silicona no se seca se utiliza aplicando calor con un mechero a las barritas y se aplica en caliente a la caña colocando después las anillas aplicando un poco de presión con el diámetro correspondiente a cada tramo telescópico.
Hay que pensar que pescaremos entre rocas, nos caeremos al agua, las olas, la humedad, enredos, etc, son mejores por tanto las anillas de puente bajo en todos los tramos, tanto es así que en mi caña aplico refuerzo con cinta de caucho a la base de la caña ya que en enredos en puenteras será imposible abandonar el cajón buscando algo plano y toca recoger los tramos hasta el enredo, y una vez al año realizaremos mantenimientos de caña y cajón, este ultimo se reparara reemplazando las piezas de madera rotas por unas serradas por nosotros mismos, unos clavos, barniz, etc.
El montaje que yo utilizo en la caña incluye láminas de corcho en el portacarretes ya que en enredos y picadas hasta el tramo del carrete trabaja y debe tener flexibilidad a lo largo del mismo, simplemente se colocan laminas de unos 6 mm debajo del portacarretes y luego se aplica el hilado. Finalmente he de decir que me alegra ver la aparición de este montaje ya que me ha costado bastante encontrar bobinas de hilo que no sufran rizados y resistan muy bien la fricción entre rocas concretamente yo utilizo bobinas de 1000 m del Sufix el naranja concretamente del 35 y la verdad es que el resultado ha sido muy bueno aunque he pescado con líneas del 22 no he notado a penas perdida en el lanzado con este hilo, es verdad que el carrete un daiwa strikeforce hace bastante en el lance pero estoy convencido que aparecerán nuevos trenzados con bajos de flourocarbono anzuelos del 1 con químicas especiales, ideales para cebos faciles como el langostino pequeño, etc, que consigan reparar picados en la línea en el mismo puesto de pesca al poder llevar bobinas en el cajón, etc.
Un saludo.

Josinho dijo...

Buenas muy buen articulo sobre la disposicion de las anillas pero por mas que miro no encuentro nada relariconado sobre el momento de anillar la caña por la espina d esta o al contrario.
Saludos desde Galicia.

Josinho dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.